3 agosto, 2018

Paz

Invoco a lo visible y a lo invisible,
invoco a la lluvia y al fuego,
invoco a los vientos y al barro,
Invoco a los Cielos,
invoco al poder que hay en mis manos para sanar todo que necesita ser sanado,
Invoco a las estrellas,
invoco a mis hermanos,
invoco al Padre,
invoco a la Madre pues de Ellos nace mi lenguaje,
invoco a mis ancestros para limpiar el pasado,
invoco las lágrimas de todos aquellos que lloraron,
invoco a los Elementales para que caminen junto a mí, para que me acompañen,
invoco a la Vida para hacerme presente siendo parte de la Fuente,
invoco el poder de la Esencia para cubrir todos y cada uno de los rincones de la Madre Tierra,
invoco a las Energías Sagradas para plantar la simiente en el Corazón de los durmientes,
invoco a los hombres, a los niños, a las mujeres y a los inocentes de nombre,
invoco a la Verdad la estatua de la realidad,
invoco a todos los pueblos de norte a sur , de este a oeste,
ha llegado la hora de caminar invocando Paz,
invoco a aquellos que se quedaron para honrar el futuro, el presente y el pasado,
invoco a su descanso, desde aquí glorificamos y agradecemos todo su trabajo,
invoco a mi Alma para tocar la Vida y luego transformarla,
invoco el poder de Dios para transformar todo lo que toco en Amor,
invoco a los que quieran escuchar, ver, sentir, y hablar,
ha llegado el momento de reconocer la Unidad.       

María del Mar González Hernández /Escritora
«Reflexiones de Cabecera» Ediciones Balnea

Política de Privacidad

Aviso Legal Aviso de Cookies

© 2020 Asociación de Prevención Holística Advaita Luz & Jalón iMagen S.L. Marketing Digital